Noticias:

solidaridad

image/svg+xml image/svg+xml
radio
UAM en Resistencia

Acopio y brigada solidaria con Chalchihuitán-Chenalhó

radio
Congreso Nacional Indígena

Informe del CNI y el CIG sobre lo recaudado para lxs damnificados del sismo

INFORME DEL CONGRESO NACIONAL INDÍGENA Y EL CONCEJO INDÍGENA DE GOBIERNO SOBRE LO RECAUDADO PARA LAS Y LOS DAMNIFICADOS DEL SISMO

OCTUBRE DE 2017

Al pueblo de México
A los pueblos del Mundo
A la Sexta Nacional e Internacional.

A partir del llamado de solidaridad realizado en el mes de septiembre por los ciclones, huracanes y temblores en Chiapas, Oaxaca, Puebla, Guerrero, Morelos, Estado de México, Veracruz y la ciudad de México nos hemos dado cuenta de que el México de abajo va a reconstruir no sólo las comunidades, barrios, naciones, tribus y pueblos del Congreso Nacional Indígena (CNI) sino el país completo.

Para esta tarea hemos contactado a nuestras hermanas y hermanos indígenas que sufren los estragos de las catástrofes naturales, para hacer llegar la ayuda que con la solidaridad de muchas compañeras y compañeros se ha construido.

A esta fecha hemos recibido, en los centros de acopio un aproximado de 60 toneladas de víveres, ropa, agua, medicamento que ha sido distribuido en la Costa de Chiapas, Juchitán, Oaxaca, la región de los Volcanes en Puebla, Morelos y las regiones de la Costa y la Montaña en Guerrero.

También en las cuentas bancarias y donativos entregados en mano, hemos recibido: 7,038 dólares, 2,805 euros, 759,987 pesos.

Todos estos donativos se recibieron no sólo de gente de nuestro país, sino de varios países del mundo, lo que nos habla de una solidaridad internacionalista y nacional, entre los de abajo y a la izquierda. Igualmente en México y el extranjero se realizaron rifas y diversas actividades para recabar fondos. Distintas cantidades, distintos esfuerzos individuales y colectivos que no alcanzan a reflejarse cabalmente en solo unos números y cantidades recibidas. Pero nosotros lo sabemos hermanas y hermanos, nos tendieron la mano en estos duros momentos, de eso no hay duda.

Cualquier aclaración al respecto de dichos donativos puede solicitarse a la dirección de correo electrónico comunicacion@congresonacionalindigena.org

Estas donaciones están siendo destinadas principalmente para la compra de material de construcción que será utilizado en comunidades de la Costa de Chiapas y del Istmo de Oaxaca. De la aplicación de estos recursos se informará en los siguientes días.

Llegar a las comunidades afectadas y entregar lo que se necesita ha sido a través de delegadas y delegados del CNI y del CIG. Sabemos que las necesidades no se van a terminar con que llegue una sola vez el apoyo, sino que será un camino largo para reconstruir nuestros pueblos, así que seguiremos trabajando.

Por la Reconstitución Integral de Nuestros Pueblos

Nunca más un México sin Nosotros

Atentamente

Comisión de coordinación y seguimiento del Concejo Indígena de Gobierno

Congreso Nacional Indígena

radio
Surnatural Orchestra

Surnatural Orchestra: Concierto solidario con el Concejo Indígena de Gobierno – 1 y 2 de noviembre

surnatural

02 de NOVIEMBRE – Caracol de Oventic
13h

radio
Radio Zapatista

Ayotzinapa a tres años de la desaparición forzada de los 43

Tras 1095 días de resistir a las mentiras, a la represión y a la desaparición forzada de sus hijos, los padres y madres de Ayotzinapa antepusieron a su dolor la solidaridad con las víctimas y lxs afectadxs del terremoto del pasado 19 de septiembre. Esta nueva noche de 26 de septiembre, a la par de la organización y solidaridad colectiva de esta semana, los padres y madres persistieron en privilegiar la búsqueda de la vida como razón de ser de lxs de abajo, por lo que postergaron el anuncio sobre su marcha nacional y las próximas acciones de protesta a realizar: “Las madres y padres de los 43 y la normal de Ayotzinapa los abrazamos en estos momentos marcados por la tragedia. Sentimos muy hondo su clamor y nos hermanamos también en su búsqueda para que se remuevan los escombros de la injusticia y encontremos a las personas que amamos. Sabemos que el gobierno tratará de sacar ganancia política de su dolor. Recuerden que solo el pueblo ayuda al pueblo. Es el pueblo quien ha sostenido nuestra lucha y que en momentos difíciles nos ha ayudado a levantarnos”.

Bajo la lluvia y sobre la ciudad de nuevo derrumbada, de entre los escombros de la nación, quienés buscan a los 43 y a miles más aseguraron esta noche que si no nos hemos caído es porque somos nosotrxs -y más nadie- quienés nos levantamos a nosotrxs mismos.  Pese a todo y contra todo, seguimos  demostrándonos que en verdad no estamos solxs y que, como señaló Felipe de la Cruz, quizás cada día que pasa nos fortalecemos más:

(Descarga aquí)   El sismo de nuestra lucha por nuestros 43 hijos. Palabras del Comité de padres y madres de los 43.

(Descarga aquí)   Palabras de Felipe de la Cruz

(Descarga aquí)   Palabras de Vidulfo Rosales, abogado de los 43

(Descarga aquí)   Palabras de Mario César González, padre del normalista César González Navarrete

(Descarga aquí)   Palabras de Emiliano Navarrete, padre del normalista José Ángel Navarrete González

(Descarga aquí)   Palabras de Cristina Bautista, madre del normalista Benjamím Ascencio Bautista

(Descarga aquí)   Palabras del Comité Estudiantil de Ayotzinapa

 

radio
Radio Zapatista

Momentos de las 72 horas de búsqueda en la fábrica colapsada durante el sismo del 19/9/17 en CDMX

La tarde del martes 19 de septiembre del 2017 ,  poco después de las 13 hrs. la fábrica ubicada en la calle de Bolívar esquina Chimalpopoca,  colonia Obrera, fue colapsada tras el sismo de 7.1 grados.

Durante las 72 horas posteriores, una multitud se volcó a la búsqueda de sobrevivientes.  Miles de personas acudieron al lugar , la mayoría de los presentes eran voluntarios-rescatistas improvisados- quienes desde el primer momento llegaron para  incorporarse al rescate;  pocas horas  después llego el   acopio, la comida preparada , los servicios  médicos,  psicológicos y las  largas filas de voluntarios quienes por turnos,  se rolaban el ingreso  a la “zona cero” con la esperanza de poder ayudar. Las largas filas de brigadistas se extendían sobre la calle de Fray Servando y sobre Chimalpopoca ; entre éstas, se encontraban estudiantes, amas  de casa , desempleados, jubilados y trabajadores, los cuales,  tenían que esperar hasta 4 horas formados para poder ingresar . En ocasiones lo lograban , en otras no les fue  posible , pues  los que lograban entrar no querían salir.

“ Lo lamento pero los que están adentro no quieren salir, ya se les nota  el cansancio, tienen entre  8 y 10 horas trabajando , se les doblan las patitas,  pero no quieren salir… son aferrados.”

Ese fue el espíritu de los dos primeros días de búsqueda, cientos de voluntarios ayudando, escuchando, hablando y coordinándose entre ellos; todos dispuestos, todos con un solo objetivo, encontrar vida entre los escombros .

Al cumplirse  el tercer día de rescate,  se restringió el ingreso de voluntarios y el lugar fue ocupado en su mayoría por militares y personal de  la CDMX;  solo permanecieron en la periferia de la “zona cero” , en las calles aledañas,  los comedores improvisados quienes seguían  repartiendo alimentos  a los presentes y algunos voluntarios-aferrados  que aún querían continuar. Justo a las 2:30 de la tarde del viernes 22 de Septiembre se dio por concluida la búsqueda, a pesar de que los cientos de  voluntarios ya no estuvieron presentes  en la clausura de la misma , en la “zona cero” quedo un testimonio de su hazaña.  La bandera de la escuela contigua  Simón Bolívar; bandera que los voluntarios recuperaron de la escuela junto a la fábrica colapsada y a la cual le grabaron  las leyendas .

“ No nos cansaremos …. Fuerza voluntarios … La banda.

Ésta bandera fue testigo hasta el último momento de lo que ahí sucedió. En presencia de este símbolo los militares rindieron homenaje,  cantaron el himno nacional,  clausuraron la búsqueda y con ella la esperanza. Al final de la ardua jornada fueron muchas las dudas -aun sin responder- que surgieron tras la clausura de la búsqueda: ¿Cuántas personas fallecidas?, ¿Cuántas rescatadas con vida?, ¿Cuántos desaparecidos?, ¿Cuáles eran las condiciones laborales de lxs que ahí trabajaban?,  ¿Por qué el ejército tomó el control?,  ¿Por qué portaba  armas largas?,  etc., etc.

Entre tantas dudas, solo había una certeza, en Chimalpopoca y Bolivar ,  “La  banda se la rifó”.

CDMX  26/9/17.   A tres años de la desaparición forzada  de 43 estudiantes Normalistas.

radio
BrigadasAutónomas-Adherentes a la Sexta

Pronunciamiento de adherentes a la Sexta ante los sismos en México

Al pueblo de México

Al Concejo Indígena de Gobierno

Al Congreso Nacional Indígena

Al Ejército Zapatista de Liberación Nacional

A la Sexta Nacional e internacional

Somos colectivos e individuos adherentes a la Sexta Declaración de la Selva Lacandona, simpatizantes del EZLN y el CNI y personas de abajo y a la izquierda solidarios con el sufrimiento de nuestros hermanos víctimas de los recientes sismos y del sistema depredador que solo muerte es.

Como en 1985, los que dicen ser gobierno quedaron totalmente superados por la realidad. Hoy su país de las maravillas no lo ven ni ellos. Mientras tanto, somos los de abajo quienes sufrimos las consecuencias de estos desastres naturales y socio ambientales. Como hace 32 años, hoy el pueblo mexicano es el que sale a las calles y a los poblados a aportar su ayuda, quien entrega lo poco que tiene para socorrer al otro, al que sufre, al desconocido, al hermano. Algunos de los que tienen mucho, aportan mucho, entre quienes poco tienen, aportan lo que pueden, a veces todo lo que está en sus manos. Quienes nada tienen entregan su corazón y se prestan a servir en lo que sea requerido. Son quienes abarrotan las calles y se coordinan para juntar ayuda y distribuirla. Pequeños empresarios apoyan dando alimento y bebida a quienes su tiempo y esfuerzo obsequian. La esperanza, real, surge de esas sonrisas y esas miradas solidarias.

Ante esta respuesta común, creativa, creadora, autogestiva, el mal gobierno responde de la única manera que conoce: con la violencia, llamando protección civil a la ocupación militar represiva. Lejos de hacer lo que es su obligación, socorrer a las víctimas, envía al ejército, a la marina y a las diferentes corporaciones policiacas, a ocupar la vida civil y evitar el encuentro entre los de abajo. En actos de bandidaje, sus agentes de la violencia roban la ayuda que el pueblo reúne, y las desvían para entregarlas condicionalmente y promoviendo a sus figuras, gobiernos, instituciones y partidos. En los lugares de desastre el Estado se interpone entre quienes trabajan para evitar siquiera que se comuniquen y coordinen. Por estos días hemos visto cómo se implementa una versión del Plan DN-III, nombrada Plan-MX. Según apreciamos, el ejército acude a los lugares de desastre, donde el pueblo lleva horas o días participando exitosamente salvando vidas, y de manera prepotente desplaza a los rescatistas para tomar el control del lugar y operar de manera por demás inútil, incrementando el riesgo de muerte de quienes están atrapados en los derrumbes. En otros puntos, su acceso es amable y colaborativo frente a cámaras o con el sombrero ajeno de la solidaridad del pueblo, cambian de estrategia e impiden o entorpecen la continuidad de los trabajos de rescate. En cualquier caso, cuando se rescata a una víctima, se apresuran a montar una escena mediática en la cual aparecen como los héroes que arriesgan la vida por México. Podríamos decir que lo que ha montado el mal gobierno no es un operativo que tenga por prioridad el rescate de vidas, sino un montaje que busca revivir su propio cadáver, víctima de un derrumbe mucho mayor: el de su legitimidad. Llegado un momento detienen toda acción de rescate y no permiten a nadie acercarse siquiera, ni dan información, abandonando a quienes pudieran haber sido rescatados y dejándolos morir entre las ruinas de los edificios caídos. Eso sí lo hacen muy bien. Son expertos asesinando y desapareciendo al pueblo.

Para nosotros, hombres y mujeres de abajo y a la izquierda, lo que demuestran el mal gobierno y sus socios criminales, como las televisoras, es un profundo desprecio por la vida. Para ellos, solo se trata de un espectáculo macabro que viene muy bien a sus intereses de militarización de la vida cotidiana y para reconstruir la imagen social de un ejército que, lejos de defender al pueblo y la soberanía de lo que queda de nación, ha demostrado ser el principal protector de los intereses de los capitalistas trasnacionales y un implacable asesino del pueblo, especialmente de quienes resisten al despojo de sus territorios, sus aguas, su cultura, sus vidas comunitarias.

Advertimos también el intento de despojo y desplazamiento forzado de las víctimas (para esto los sismos les vinieron muy bien). Lo mismo en las comunidades rurales que en las ciudades afectadas, los desastres les  sirven de pretexto para limpiar de pobladores las zonas que interesan al gran capital. En las ciudades, principalmente en la de México, el sismo sirve para acelerar el proceso de gentrificación y entregarle nuevos terrenos a la mafia inmobiliaria asociada con los políticos de todos los colores, cuyas construcciones levantadas en años recientes, fueron las que más se dañaron, reflejando la laxitud en la aplicación de las leyes, cuando no la adaptación de estas para eliminar requisitos de seguridad en las construcciones.

Repudiamos el cobarde uso proselitista que politiqueros partidistas de los poblados y ciudades de Chiapas, Oaxaca, Guerrero, Puebla, Morelos, Estado de México y Ciudad de México, hacen de las ayudas que ellos no aportan y que en la distribución de la misma discriminen a quienes no son sus incondicionales o se someten a ellos. También el olvido intencional de las víctimas incómodas, las que no renuncian a su tierra para dejársela a los capitalistas que promueven proyectos de muerte, eólicas en Oaxaca, minas en Puebla, proyectos inmobiliarios en el Distrito Federal. Las inmobiliarias son en la ciudad los megaproyectos de muerte que colonizan el territorio nacional y que actúan con el auspicio y complicidad de las autoridades de los malos gobiernos.

Por si fuera poco, demuestran tener mucha prisa por volver a una aparente “normalidad”, aunque para ellos deban desaparecer a las personas que siguen atrapadas en los escombros, algunas vivas, otras no. Pretenden con esto ocultar la real magnitud de la tragedia y la enorme corrupción de quienes administran hoy, y lo hicieron ayer, los gobiernos de todos los niveles. Las vidas no importan, ni la dignidad de los muertos. Para ellos, un digno funeral no entra en sus cálculos monetarios ni políticos. Les importa que “no huela a muerto” y la cifra de víctimas, la oficial claro, no se incremente. Para nosotros, cualquier víctima, viva o muerta, que no se rescate representará un desaparecido forzoso, pues es el mal gobierno el que pretende desaparecerlos y tirarlos entre escombros, privando a sus deudos de la posibilidad de rescatarlos con vida, o siquiera darles una digna despedida.

Lamentamos mucho que al desprecio oficial se sume el de una clase media, a la cual se le está ayudando sin distingo alguno en estos momentos de zozobra. Nuestros hermanos otomíes que habitan diversos predios en las colonias Condesa y sus alrededores, sufren por el daño a sus viviendas, ante lo cual han decidido resistir permaneciendo enfrente de sus predios. A esta resistencia la atacan los gritos iracundos, discriminatorios y racistas de esa misma clase media que juega a la solidaridad selectiva, si acaso. No permitiremos que nuestros hermanos sean agredidos y forzados a desplazarse a los albergues que ellos rechazan. Los acompañamos en la lucha por conservar sus espacios, que tendrán que reconstruidos de manera autogestiva y con el apoyo desde abajo, pues para esos clasemedieros también existen víctimas de primera y de segunda.

De manera urgente, convocamos a la sociedad a rechazar el pretendido intento de finalizar la búsqueda de sobrevivientes y cuerpos. Esa es y debe seguir siendo la prioridad, y no la maquinaria o las telas de una fábrica textil, o la imagen bonita de una ciudad color de rosa. No permitamos un nuevo crimen de estado, ahora contra las víctimas de los sismos. No nos importan protocolos que ponen tiempo a la vida, nos importa la vida. Sabemos que en otros casos, se han recuperado con vida personas atrapadas por muchos días, semanas incluso. No deben entrar máquinas a remover escombros mientras falte una sola persona por ser rescatada.

Vamos a impulsar la reconstrucción autogestiva, que es reconstrucción no solo física sino del tejido social que ha destruido el mal gobierno.

Defendemos el desarrollo de las comunidades autónomas indígenas atacadas por la contrainsurgencia.

Defendemos el trabajo civil, constructor y defensor de vidas.

No vamos a ceder en el rescate de víctimas vivas y muertas.

No vamos a ceder territorios, autonomía y organización.

No vamos a dejar que el acopio popular sea monopolizado por el ejército, el Estado y las empresas capitalistas.

¡Ninguna sin rescatar!

¡Ni un solo desaparecido más!

¡No al desvío de los acopios!

¡Queremos rescatar a todos!

¡Fuera ejército y marina!

¡Viva la vida!

¡Viva la organización popular!

¡Vive México!

Brigadistas y solidarios adherentes y simpatizantes de La Sexta reunidos en el Café Zapata Vive el 21 de septiembre de 2017.

Próxima reunión de coordinación Sábado 23 de Septiembre 2017, 6 pm.

radio
Colectivas en individualidades que conforman la Brigada Feminista

BRIGADA FEMINISTA: “UNA TRABAJADORA VALE MÁS QUE TODA LA MAQUINARIA DEL MUNDO. LA VIDA DE UNA MUJER VALE MÁS QUE TODOS LOS EDIFICIOS DEL MUNDO.”

247794_472318066123552_536857724_n

CDMX, a 20 de septiembre de 2017.

UNA TRABAJADORA VALE MÁS QUE TODA LA MAQUINARIA DEL MUNDO
LA VIDA DE UNA MUJER VALE MÁS QUE TODOS LOS EDIFICIOS DEL MUNDO

Ante el contexto que se vive en la ciudad de México y sus periferias luego del sismo, feministas independientes, individualidades y colectivas nos hemos organizado en una brigada para acudir a distintos puntos en los que se requiere ayuda solidaria a efecto de los fuertes daños pues, como todas sabemos, hay vidas que están en riesgo y otras que ya se perdieron. Uno de los edificios colapsados que nos convocó fue el ubicado en Bolivar y Chimalpopoca, colonia Obrera, sitio que albergaba la maquila de la marca New Fashion donde, al momento del derrumbe se encontraban trabajando en su mayoría compañeras obreras, así como gente que laboraba en una fábrica de juguetes.
Durante nuestra brigada realizamos sondeos para generar una lista con el nombre de las personas desparecidas que pudieran estar dentro del edificio, ya que esta información no aparece en niguna institución oficial pues este punto no ha sido visibilizado por las dependencias gubernamentales a las que correspondería, siendo la sociedad civil quienes desde ayer nos hemos encargado, como siempre, de llevar el apoyo necesario y difundir información respecto a la situación de los que ahora son estos escombros. Nuestra memoria histórica nos lleva a deducir que lo anterior se debe a que las personas afectadas pertenecen a la clase trabajadora, condición a la que se suma que se trata en su mayoría de mujeres y, como nuestra investigación revela, muchas de ellas migrantes.
Sabemos que para el Estado y sus gobiernos nuestras vidas carecen de importancia más allá de la plusvalía que generan nuestras cuerpas; desconocemos las condiciones laborales exactas de quienes trabajaban en este edificio pero sabemos que no existe una planilla registrada, muestra de ello es que se desconoce cuántas personas pudieran estar aún bajo los restos de la construcción. Sabemos también que esta mañana el dueño de la maquila declaró pérdida total, lo que para él no representaría una afección real en su economía mientras que para nuestras compañeras representa la vida misma que no estaba asegurada legalmente y que repercute en la integridad y economía de sus familiares o seres cercanos si es que los tienen o tienen conocimiento de que ellas se encontraban ahí, pues como mencionamos, muchas de ellas son migrantes sin documentos anuladas como ciudadanas que merecen los pocos derechos laborales que se tienen en este país para nosotras.
Sabemos todo esto porque logramos entrar al lugar acordonado por policías y militares armados, mismos que hoy impidieron el paso de civiles argumentando que ya había demasiada gente y que se requería apoyo en otros puntos, información que también ha sido mediática y que comprobamos falsa gracias a la comunicación que hemos mantenido con nuestrascompañeras en otros sitios afectados, agregamos también las siguientes observaciones:
•No es protección civil quien ha estado mayoritariamente en este punto sino personal recolector de basura de la CDMX, queremos hacer saber que no, no estamos buscando basura, estamos buscando a nuestras compañeras y demás desaparecidos.
•Patrullas están trasladando a gente que llega para apoyar argumentando alertas de derrumbes, es necesario que entre grupos se generen protocolos de seguridad ya que desconocemos a dónde estén llevando a estas personas y si esas alertas son reales.
•Comida y herramienta han llegado en demasía, sin embargo, dentro la herramienta falta para rescatistas independientes, no sabemos en dónde queda, mientras que la comida no perecedera está siendo retirada en camionetas por gente de capital social argumentando que la llevan a puntos donde falta, sabemos que esto tampoco es cierto, en cada punto hay en abundancia. Ojo, recordemos que se aproximan campañas electorales.
•Encontramos a pocos familiares dentro de la zona temerosos de proporcionarnos los datos de las personas desaparecidas, gente del gobierno les ha “alertado” que no los proporcionen “porque hay mucha extorsión y delincuencia”, también les han instado a visitar albergues, hospitales y otros lugares “para reconocer cuerpos”.
Sabemos que esto es una artimaña del gobierno para desarticular a la población solidaria, entorpercer nuestras acciones y militarizar, en un intento de dar entrada a maquinaria demoledora y trascabos, mismos que vimos esta mañana y no supimos cuál era su destino, ante esto nos pronunciamos: No permitiremos bajo ninguna circunstancia su entrada hasta que no saquemos a la última persona que se encuentre ahora bajo esos escombros. Nos negamos a ser tratadas una vez más como desechos de este sistema, a que traten a nuestras compañeras trabajadoras de esta maquila como tales. No permitiremos que nuestros nombres sigan siendo borrados de la historia.

Ante esta amenaza, hacemos un llamado sororario a concentrarnos esta noche para relevar y/o acompañarnos trayendo:
Equipo: casco, ropa y botas adecuadas, guantes de carnaza y lentes de seguridad (si traen herramienta por favor márquenla para evitar que nos sigan robando).
URGEN lámparas y pilas.
¡Vivas nos queremos!
¡Las vidas de las obreras importan!

ANEXAMOS LISTA DE PERSONAS DESAPARECIDAS RECABADA EN ESTE PUNTO:
Irma Chávez Martinez
Irma Sanchez
Amy Hsien Yu Wuang
Cinthia Yu Yung
José Lin Chia Ching
Roberto Rodriguez Aguilar

Firman: Colectivas en individualidades que conforman la brigada feminista

radio
Agencia SubVersiones

Tomar la Calle.La solidaridad también produce réplicas

Tomar la calle
La solidaridad también produce réplicas
Agencia SubVersioneson20 septiembre, 2017

A las once de la mañana del martes 19 de septiembre de 2017, la alarma sísmica de la Ciudad de México se activó para conmemorar los 32 años del sismo que, en 1985, cambió radicalmente la capital del país. Apenas dos horas después, a las 13:14, un sismo de 7.1 grados Richter volvió a sacudir el suelo de la metrópoli. A un día del terremoto, la ciudad continúa sacudida, organizándose sin entender aún la magnitud de la destrucción, de las coincidencias y de lo que queda por hacer.

La alarma sísmica de las 13:14 sonó cuando el temblor ya había comenzado: el epicentro fue en Axochiapan, Morelos, a 120 km de la Ciudad de México. La señal no llegó a tiempo. Confundida, mucha gente no logró salir de sus edificios: pensaron que se trataba de otro simulacro o, simplemente, no lograron evacuar.

Quienes lograron salir se encontraron de nuevo en la calle, apenas doce días después del sismo que, el siete de septiembre pasado, devastó el Istmo de Tehuantepec, en Oaxaca. Inmediatamente, buena parte de la Ciudad se quedó sin servicio eléctrico, sin telefonía celular y sin información. Pero, como en 1985, el apoyo mutuo y la solidaridad organizada comenzaron a articularse para hacer frente a la desinformación y a la completa pasividad de todo el aparato del Estado.

Pronto, las principales avenidas se poblaron de gente buscando dónde y cómo apoyar. En Calzada de Tlalpan, sólo en dos de los cuatro carriles circulaban automóviles: el resto del espacio era ocupado por filas de gente intentando comunicarse; encontrándose y comenzado a organizarse.

Al mediodía, ya comenzaban a escucharse en la calle lo que, horas después, serían las referencias geográficas de la catástrofe: una escuela con niñxs atrapadxs en Coapa, edificios derrumbados en Narvarte, Condesa, en el Centro.

SismoCDMX_Regina_Lopez-3

Mucho más rápido, digno y solidario que la respuesta del Estado, el apoyo mutuo comenzó a organizarse en torno a esos puntos. Enseguida del sismo, en un edificio en obra, vecinxs de la colonia Zacahuitzco habían montado ya filas para remover escombro e intentar rescatar a quien se encontrara dentro del derrumbe. Elementos del Ejército llegaron horas después, invadiendo con sus carros las cadenas de carga, sin saber cómo responder ante un barrio organizado de manera horizontal e improvisada.

En la calle de Escocia, en el corazón de la colonia del Valle, la presencia de uniformados en los edificios derrumbados era redundante frente a la cadena de cientos de personas formada para retirar el escombro en cubetas de construcción. Una colonia como la del Valle —homogénea, sin mucha convivencia en sus calles— se convirtió en el receptor de flujos heterogéneos de vecinxs y extrañxs, transeúntes y brigadas auto-organizadas, centros de salud y comedores comunitarios. Los gestos mutuos transitaban entre el intenso trabajo colectivo y los momentos de silencio absoluto. La inmovilidad intermitente permitía el ritmo necesario para la búsqueda. Al lograr un rescate, la quietud era rota por los aplausos generalizados.

Escenas así se vieron por toda la ciudad, a todas horas. Policías locales y federales se limitaban a acordonar o cerrar calles y a detenerse, impávidos, ante la solidaridad de una ciudad. Las autoridades delegacionales caminaban en círculos, conscientes, tal vez, de su absoluta inutilidad. Todos los poderes constituidos podían verse, al fin, tal cual son: innecesarios e impotentes.

La fuerza de la gente, de la auto organización y el apoyo muto, en cambio, no paró de multiplicarse. Los flujos usuales de la ciudad —los coches o la vigilancia estatal— se interrumpieron para que se abrieran otros: los de la comunicación directa y en las calles; el traslado de víveres, de café, de cuidado colectivo.

Caída la noche, habían ya albergues y centros de acopio para quienes habían perdido sus casas o no podían permanecer en ellas. Las labores de rescate no se detuvieron y no quedó claro si el día terminaba o volvía a comenzar: los relevos se organizaban para las tres, cuatro, cinco de la madrugada. El 20 de septiembre por la mañana, acopios y albergues improvisados se organizaban perfectamente gracias a las palabras y los gestos de quienes los sostenían.

El sismo del ’85 y la organización comunal de los pueblos indígenas del Istmo son ya hitos históricos, pero también enseñanzas. Por ellos sabemos que el temblor no cesa cuando acaba un terremoto, que el cuidado y el apoyo mutuos son la única forma de organizarse ante la catástrofe, que el Estado sólo existe para administrar el despojo. Y, sobre todo, que la solidaridad también produce réplicas.

SismoCDMX_Elis_Monroy-1-2

 

radio

Comunicado del CNI por la solidaridad con los pueblos afectados por el sismo y denunciando la continuidad del despojo capitalista

A la Sexta Nacional e Internacional

A los medios libres de comunicación

Al pueblo de México

Los pueblos, naciones, tribus y barrios indígenas del Congreso Nacional Indígena expresamos nuestro apoyo y solidaridad con las y los compañeros de los pueblos hermanos de la región del Istmo de Tehuantepec, Oaxaca, así como nuestros hermanos y hermanas de la costa de Chiapas, ante el sismo ocurrido la noche del pasado 7 de septiembre, que dejó destrucción, heridos y compañeros muertos de nuestras comunidades.

Sabemos que, como acostumbran los malos gobiernos, éstos van solo a burlarse de nuestro sufrimiento, a tomarse una fotografía sobre los escombros y a lucrar sobre el dolor de los pueblos en desgracia, por lo que llamamos a los hombres y mujeres de buen corazón, a los colectivos de la Sexta Nacional e Internacional y a todo el pueblo de México, a solidarizarnos y a concentrar cobijas, alimentos no perecederos y medicamentos en apoyo a los pueblos de aquellas regiones en el domicilio del Concejo Indígena de Gobierno (CIG) del Congreso Nacional Indígena ubicado en la calle Dr. Carmona y Valle No. 32, colonia doctores, en la ciudad de México, a cuadra y media de la estación del metro Cuauhtémoc, asi mismo llamamos a abrir centros de acopio a lo largo de toda la geografía nacional procurando canalizar el apoyo a través del CIG para que llegue directamente a los pueblos afectados. Para lo que se pone a disposición la dirección oficial de correo electrónico comunicacion@congresonacionalindigena.org.

A todos ellos, nuestro acompañamiento respetuoso

Denunciamos la continuidad de la guerra capitalista para despojar a nuestros pueblos. Particularmente la comunidad autónoma tepehuana y wixárika de San Lorenzo Azqueltan, en el municipio de Villa Guerrero, Jalisco, que está enfrentando el despojo de sus tierras por supuestos pequeños propietarios y agresiones a sus autoridades agrarias. En fechas recientes se han intensificado los despojos de las tierras comunales y el hostigamientos a las autoridades agrarias por parte del Presidente Municipal Aldo Gamboa Gutiérrez, que ha instigado a la violencia, el despojo, hostigamiento y amenazas en contra de los comuneros, pues ha regalado ganado a personas ajenas a la comunidad para que se posesionen de terrenos comunales y amenacen de muerte a las autoridades comunitarias, como las amenazas que recibieron el pasado lunes 21 de agosto de este año justo al salir de la presidencia municipal donde se reunieron con el presidente para tratar de detener las agresiones. A esto siguió la negación de servicios municipales a hijos de comuneros, como es el transporte desde la comunidad a la cabecera municipal donde estudian y el hostigamiento policiaco a las autoridades agrarias.

Por lo anterior, hacemos responsable al presidente municipal de Villa Guerrero, Jalisco, Aldo Gambóa Gutiérrez de la integridad y seguridad de las autoridades y comuneros de San Lorenzo Azqueltán y exigimos que cese el despojo de tierras en su contra.

Repudiamos los actos de violencia suscitados el pasado 3 de septiembre del presente año en la comunidad Ikoot de San Mateo del Mar, Oaxaca donde pistoleros a cargo del cacique Jorge Leoncio Arroyo Rodríguez, arremetieron a balazos contra la población cuando terminaban de elegir a las autoridades municipales por usos y costumbres, ataque que dejó a varios compañeros heridos.

Atentamente

A 9 de septiembre de 2017

Por la Reconstitución Integral de Nuestros Pueblos

Nunca Mas un México sin Nosotros

Congreso Nacional Indígena

 

 

Fotografía: IstmoPress

radio
Radio Zapatista/Ké Huelga Radio

Presentación de la Plataforma “El caso Ayotzinapa: Una cartografía de la violencia.”

La agencia de investigación Forensic Architecture , el Centro Prodh, el Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF) y el Museo Universitario Arte Contemporáneo (MUAC), presentaron  una plataforma cartográfica interactiva visual,  en donde por  primera vez se utilizan  mapas interactivos y  la tecnología 3D para revelar:

-La dimensión, escalamiento y extensión geográfica de los hechos en la noche de 26  de Septiembre.

-El nivel de coordinación y colusión entre agentes del  Estado y el crimen organizado.

-Las dimensiones de la alteración de la evidencia de los ataques por parte del Estado.

 

link plataforma “El caso Ayotzinapa: Una cartografía de la violencia”

http://www.plataforma-ayotzinapa.org/

CDMX   7/9/17

******

Ké Huelga Radio:

Un proyecto de ‘Forensic Architecture’ en colaboración con el Centro Prodh, EAAF y el MUAC para las familias de los desaparecidos

Una plataforma cartográfica e interactiva hace visuales, por primera vez, los ataques que culminaron en la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa

Utilizando mapas interactivos y reconstrucciones en 3D, la plataforma revela:
La dimensión, escalamiento y la extensión geográfica de la violencia en la noche del 26 al 27 de septiembre 2014
El nivel de coordinación y colusión entre agentes del Estado y el crimen organizado
Las dimensiones de la alteración de la evidencia de los ataques por parte de las instituciones del Estado

Ciudad de México, 07 de septiembre de 2017. El caso de la desaparición forzada de los 43 normalistas de Ayotzinapa, Guerrero, ha sido reconstruido por primera vez de forma exhaustiva e integral por Forensic Architecture, mostrando el conjunto de los eventos conocidos que ocurrieron en la noche del 26 al 27 de septiembre del 2014, en Iguala y sus alrededores, a partir de las investigaciones del Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI) y de trabajos de periodísticos.

La innovadora plataforma interactiva utilizada, que incluye modelos en 3D y videos, busca ayudar a las familias y seres queridos de los estudiantes desaparecidos, así como al público en general, a comprender las diferentes historias de los hechos de este evento. Además, tiene como propósito proveer una herramienta forense a las y los investigadores para poder examinar con mayor profundidad esta historia singular y desgarradora de violencia, encubrimiento y colusión.

A poco menos de un mes del tercer aniversario de este ataque brutal a estudiantes de la Normal Rural de Ayotzinapa, no hay rastro total de los normalistas. Su paradero continúa siendo desconocido y su estatus sigue siendo el de “desaparecidos”. Contribuyendo a este estado de las cosas, el Estado mexicano aún fomenta una narrativa contradictoria y fraudulenta de los eventos de esa noche.

Comisionado por y en colaboración con el Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF) y el Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro Juárez (Centro Prodh), en representación de las familias de las víctimas, Forensic Architecture, agencia de investigación especializada en el análisis espacial de datos con sede en Goldsmiths, Universidad de Londres, diseñó una plataforma única e interactiva capaz de trazar un mapa y examinar la superposición de las historias discordantes de esa noche.

La plataforma, que se basa en la recolección, el análisis y la referencia cruzada de datos de fuente abierta, y que está disponible en www.plataforma-ayotzinapa.org, será parte de una exhibición en el Museo Universitario de Arte Contemporáneo (MUAC), desde el 9 de septiembre 2017 y hasta enero de 2018.

INFORMACIÓN ADICIONAL

La labor y la metodología

Forensic Architecure es una agencia de investigación con base en Goldsmiths, Universidad de Londres. Trabaja a nivel mundial con grupos de la sociedad civil para proveer avanzada evidencia espacial y multimedia sobre violaciones a derechos humanos. Conformada por arquitectos, arquitectas, periodistas, programadores y cineastas, el grupo trabaja de parte de fiscales internacionales, organizaciones de derechos humanos y grupos por la justicia política y ambiental. Sus archivos de evidencia han sido presentados en informes de tribunales de derechos humanos nacionales e internacionales y de las Naciones Unidas.

Las fases involucradas en este proyecto incluyeron:

Investigación: Forensic Architecture examinó múltiples fuentes de pruebas disponibles públicamente, incluyendo versiones públicas del expediente e informes derivados de la controversial investigación de la Procuraduría General de la República (PGR), los dos minuciosos informes del Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI) y trabajos de periodistas como John Gibler.

La “minería de datos” (Data Mining): El texto en los informes mencionados anteriormente fue transformado en miles de unidades de información que fueron clasificadas de acuerdo con múltiples categorías, tiempos y lugares.

Cartografía: Forensic Architecture concibió la mencionada plataforma en la que se ubicaron las diferentes unidades de información en tiempo y lugar. Esta cartografía permite establecer claramente las relaciones entre múltiples piezas de evidencias, revelando diversas contradicciones entre diferentes declaraciones y mostrando el nivel de colusión entre diferentes actores que operaron en los lugares de los hechos.

Presentación: Los productos de este trabajo disponibles públicamente incluyen:

Un mapa interactivo sobre la imagen satelital de la ciudad de Iguala, que reconstruye los eventos por hora y lugar, teniendo una visión más amplia de las relaciones entre actores, acciones y comunicaciones de dos vías durante esta noche, tanto dentro de la ciudad como en las afueras de Iguala.
Modelos interactivos en 3D de tres de las escenas de crimen.
Una serie de videos que analizan temas y narraciones derivados de la investigación.
Una exhibición en el Museo Universitario de Arte Contemporáneo (MUAC) en la Ciudad de México, en la que esta investigación será presentada al público y donde la gente podrá conocer cómo usar esta plataforma.

Historias que han surgido de la plataforma

El proyecto provee un recuento minuto a minuto de esa noche y demuestra patrones espaciales entre personas y evidencias. Además, el análisis de los datos dio origen a varias narraciones:

La plataforma demuestra claramente el alcance geográfico de los ataques y el patrón de escalamiento. Esta reconstrucción demuestra que las diversas fuerzas presentes en la escena – las policías municipales de tres distintas localidades, estatal, ministerial, federal y el Ejército, así como integrantes de organizaciones criminales – actuaron en distintos niveles durante la noche: como autores u observadores de la violencia u obstruyendo la justicia.

La plataforma visualiza la coordinación, colusión y omisión relacionadas con el caso: un agente de una unidad de inteligencia militar presenció, por casi una hora, los ataques contra el grupo de estudiantes que posteriormente fue desaparecido de manera forzada, cerca del Palacio de Justicia en Iguala. Este agente de inteligencia militar tomó fotografías y videos del incidente, a la vez que reportó en tiempo real a sus superiores. El trabajo hecho por Forensic Architecture recrea la visión de campo del agente militar, demostrando que pudo presenciar los ataques y la posterior desaparición del grupo de estudiantes. Esta recreación también demuestra que él fue un testigo de la detención y acoso a los normalistas que llegaron a la escena en el autobús Estrella Roja 3278, también conocido como “el quinto autobús”.

Patrones en la destrucción de evidencia: Este mismo ataque cerca del Palacio de la Justicia fue capturado por las cámaras exteriores de seguridad del edifico. Sin embargo, los archivos de video fueron destruidos por el Poder Judicial de Guerrero, que argumentó dificultades técnicas y que las imágenes en ellos no eran de interés. Desafiando este argumento, Forensic Architecture reconstruyó el campo visual de las cámaras de seguridad y demostró que éstas habrían grabado los momentos en que los estudiantes del autobús Estrella de Oro 1531 fueron llevados vivos, antes de que fueran desaparecidos, así como la dirección en que la policía se los llevó.

Exhibición en la MUAC

Todo el material publicado el día de hoy estará disponible al público tanto en la plataforma en línea (www.plataforma-ayotzinapa.org) como en una exposición en el Museo Universitario de Arte Contemporáneo (MUAC); como parte de una exposición más amplia del trabajo de Forensic Architecture, bajo la curaduría de Rosario Güiraldes. A partir de la inauguración, el sábado 9 de septiembre de 2017 (a las 13:00 horas), hasta su clausura, a principios de enero de 2018, el museo proveerá un espacio para acercar al público a la investigación y guiarlo en el uso de la plataforma. http://muac.unam.mx/expo-detalle-131-forensic-architecture.-hacia-una-estetica-investigativa

INFORMACIÓN ANEXA:

Visita la Plataforma Ayotzinapa: http://www.plataforma-ayotzinapa.org/

Descargar los videos de la plataforma: http://bit.ly/2gNypUN

Página 1 de 3512345...102030...Última »