Sorry, this entry is only available in Mexican Spanish. For the sake of viewer convenience, the content is shown below in the alternative language. You may click the link to switch the active language.

San Cristóbal de Las Casas, Chiapas

10 de agosto de 2023

Pronunciamiento

 

La Luz,

Para caminar,

Para llenarnos de luz.

Que nuestros ojos puedan descubrir los caminos que no terminan,

Los que nos llevan a los lugares de libertad, de justicia y de paz.

 

Que aprendamos a encender la luz en cualquier circunstancia:

En la oscuridad y cuando parece que nos cercan y no nos dejen avanzar.

 

Que no olvidemos que hay una luz interior que nos mantiene vivos y vivas.

Es importante iluminar los espacios y sobre todo el corazón de todas y todos.

 

Abrir el horizonte y disponernos cada día a recibir la luz del amanecer.

JS

 

Posicionamiento de la Segunda Asamblea Frayba

  • Reconocemos en los procesos sociales la luz de los caminos.
  • Nuestro compromiso es acompañar la defensa por la vida.

Quienes somos parte del caminar del Centro de Derechos Humanos Fray Bartolomé de Las Casas (Frayba) llevamos a cabo la Segunda Asamblea “Tejiendo caminos hacia la paz, la Otra Justicia y la Vida”, celebrada el 7 y 8 de agosto de 2023, en donde reflexionamos el contexto actual y los desafíos para la defensa de la vida y el ejercicio de los derechos humanos en Chiapas.

Durante los últimos años hemos atestiguado un escalamiento y diversificación de las violencias en Chiapas, con enormes costos sociales, humanos y de los bienes comunes, así como profundos impactos en la vida de las comunidades, especialmente de los pueblos originarios, las juventudes y personas migrantes, aumentando también los riesgos para la labor de las personas defensoras de derechos humanos y periodistas.

Las raíces estructurales de esta situación radican en un violento proceso de acumulación, basado en un modelo extractivista de carácter neodesarrollista que genera devastación, desigualdad y dependencia social. Este modelo profundiza la ruptura del tejido comunitario y social, así como la extracción de riqueza material y humana por empresas ilícitas que operan impunemente en colusión con agentes del Estado, a partir del control político, social y cultural, para la reconfiguración de los territorios al servicio de estos poderes económicos legales e ilegales.

Nos preocupa el creciente proceso de remilitarización y militarismo que se vive en el país, especialmente en Chiapas y la región sureste, cuyo territorio es de una gran relevancia geoestratégica para las obras de infraestructura del gobierno mexicano que lleva en su esencia la continuidad del despojo hacia los pueblos (Tren Maya, Corredor interoceánico del Itsmo de Tehuantepec y la Refinería Olmeca en Dos Bocas).

En este difícil contexto, desde el Frayba, interpelamos al Estado mexicano para cumplir con su obligación de promover, respetar, proteger y garantizar los derechos humanos en nuestro país.

Reconocemos los procesos sociales que se impulsan desde distintas experiencias y actores, apostando por la construcción de sujetos sociales colectivos que ponen en marcha su autonomía, con alternativas diversas para hacer frente al contexto actual y prefigurar un nuevo mundo posible para el buen vivir.

Mantenemos el compromiso de caminar y dejarnos acompañar por los pueblos, con quienes tejemos alianzas y redes para la vida. Encontramos en nuestra memoria histórica y viva, las claves de las resistencias profundas para el mundo que anhelamos construir.

-*-