Noticias:

Migración

image/svg+xml image/svg+xml
radio
Subcomandante Insurgente Moisés. Subcomandante Insurgente Galeano.

LOS MUROS ARRIBA, LAS GRIETAS ABAJO (Y A LA IZQUIERDA).

LOS MUROS ARRIBA,
LAS GRIETAS ABAJO (Y A LA IZQUIERDA).

Febrero del 2017.

 

La tormenta en nuestro caminar.

Para nosotras, nosotros, pueblos originarios zapatistas, la tormenta, la guerra, lleva siglos.  Llegó a nuestras tierras con la patraña de la civilización y la religión dominantes.  En ese entonces, la espada y la cruz desangraron a nuestra gente.

Con el paso del tiempo, la espada se modernizó y la cruz fue destronada por la religión del capital, pero se siguió demandando nuestra sangre como ofrenda al nuevo dios: el dinero.

Resistimos, siempre resistimos.  Nuestras rebeldías fueron suplantadas en la disputa entre unos contra otros por el Poder.  Unos y otros, arriba siempre, nos demandaron luchar y morir para servirlos, nos exigieron obediencia y sometimiento bajo la mentira de liberarnos.  Como aquellos a quienes decían y dicen combatir, vinieron y vienen a mandar.  Hubo así supuestas independencias y falsas revoluciones, las pasadas y las por venir.  Los de arriba se turnaron y se turnan, desde entonces, para mal gobernar o para aspirar a hacerlo.  Y en calendarios pasados y presentes, su propuesta sigue siendo la misma: que nosotras, nosotros, pongamos la sangre; mientras ellos dirigen o simulan dirigir.

Y antes y ahora, olvidan ellos que no olvidamos.

Y siempre la mujer abajo, ayer y hoy.  Incluso en lo colectivo que fuimos y somos.

Pero los calendarios no sólo trajeron dolor y muerte para nuestros pueblos.  Al expandir su dominio, el Poder creó nuevas hermandades en la desgracia.  Vimos entonces al obrero y al campesino hacerse uno con nuestro dolor, y yacer bajo las cuatro ruedas del carromato mortal del Capital.

Conforme avanzó el Poder en su paso por el tiempo, más y más crecía el abajo, ensanchando la base sobre la que el Poder es Poder.  Vimos entonces sumarse a maestros, estudiantes, artesanos, pequeños comerciantes, profesionistas, los etcéteras con nombres diferentes pero idénticos pesares.

No bastó.  El Poder es un espacio exclusivo, discriminatorio, selecto.  Entonces las diferencias fueron también perseguidas abiertamente.  El color, la raza, el credo, la preferencia sexual, fueron expulsadas del paraíso prometido, siendo que el infierno fue su casa permanente.

Les siguieron la juventud, la niñez, la ancianidad.  El Poder convirtió así a los calendarios en materia de persecución.  Todo el abajo es culpable: por ser mujer, por ser niñ@, por ser joven, por ser adulto, por ser ancian@, por ser human@.

Pero, al expandir la explotación, el despojo, la represión y la discriminación, el Poder también amplió las resistencias… y las rebeldías.

Vimos entonces, y ahora, levantarse la mirada de muchas, muchos, muchoas.  Diferentes pero semejantes en la rabia y la insumisión.

El Poder sabe que sólo es lo que es sobre quienes trabajan.  Los necesita.

A cada rebelión respondió y responde comprando o engañando a los menos, encarcelando y asesinando a los más.  No teme sus demandas, es su ejemplo el que le causa horror.

No bastó.  De dominar naciones, el Poder del Capital buscó poner a la humanidad entera bajo su pesado yugo.

Tampoco fue suficiente.  El Capital pretende ahora manejar a la naturaleza, domarla, domesticarla, explotarla.  Es decir, destruirla.

Siempre con la guerra, en su avance destructor el Capital, el Poder, demolió primero feudos y reinos.  Y sobre sus ruinas levantó naciones.

Luego devastó naciones, y sobre sus escombros erigió el nuevo orden mundial: un gran mercado.

El mundo entero se convirtió en un inmenso almacén de mercancías.  Todo se vende y se compra: las aguas, los vientos, la tierra, las plantas y los animales, los gobiernos, el conocimiento, la diversión, el deseo, el amor, el odio, la gente.

Pero en el gran mercado del Capital no sólo se intercambian mercancías.  La “libertad económica” es sólo un espejismo que simula acuerdo mutuo entre quien vende y quien compra.  En realidad, el mercado se basa en el despojo y la explotación.  El intercambio es entonces de impunidades.  La justicia se transformó en una caricatura grotesca y en su balanza siempre pesa más el dinero que la verdad.  Y la estabilidad de esa tragedia llamada Capitalismo depende de la represión y el desprecio.

Pero no bastó tampoco.  Dominar en el mundo material no es posible si no se domina en las ideas.  La imposición con religiones se profundizó y alcanzó a las artes y las ciencias.  Como modas de vestir, surgieron y surgen filosofías y creencias.  Las ciencias y las artes dejaron de ser lo distintivo de lo humano y se acomodaron en un estante del supermercado mundial.  El conocimiento pasó a ser propiedad privada, lo mismo que la recreación y el placer.

El Capital, así, se consolidó como una gran máquina trituradora, usando ya no sólo a la humanidad entera como materia prima para producir mercancías, también a los conocimientos, a las artes, … y a la naturaleza.

La destrucción del planeta, los millones de desplazados, el auge del crimen, el desempleo, la miseria, la debilidad de los gobiernos, las guerras por venir, no son producto de los excesos del Capital, o de una conducción errónea de un sistema que prometió orden, progreso, paz y prosperidad.

No, todas las desgracias son la esencia del sistema.  De ellas se alimenta, a costa de ellas crece.

La destrucción y la muerte son el combustible de la gran máquina del Capital.

Y fueron, son y serán inútiles los esfuerzos por “racionalizar” su funcionamiento, por “humanizarlo”.  Lo irracional y lo inhumano son sus piezas claves.  No hay arreglo posible.  No lo hubo antes.  Y ahora ya tampoco se puede atenuar su paso criminal.

La única forma de detener la máquina es destruirla.

En la guerra mundial actual, la disputa es entre el sistema y la humanidad.

Por eso la lucha anticapitalista es una lucha por la humanidad.

Quienes todavía pretenden “arreglar” o “salvar” al sistema, en realidad nos proponen el suicidio masivo, global, como sacrificio póstumo al Poder.

Pero en el sistema no hay solución.

Y no bastan ni el horror, ni la condena, ni la resignación, ni la esperanza en que ya pasó lo peor y las cosas no harán sino mejorar.

No.  Lo cierto es que se va poner peor.

Por esas razones, más las que cada quien agregue de sus particulares calendarios y geografías, es que hay que resistir, hay que rebelarse, hay que decir “no”, hay que luchar, hay que organizarse.

Por eso hay que levantar el viento de abajo con resistencia y rebeldía, con organización.

Sólo así podremos sobrevivir.  Sólo así será posible vivir.

Y sólo entonces, como fue nuestra palabra hace 25 años, podremos ver que…

“Cuando amaine la tormenta,
 cuando la lluvia y fuego dejen en paz otra vez la tierra,
 el mundo ya no será el mundo, sino algo mejor.”

-*-

La guerra y los muros de afuera y de adentro.

Si antes el sufrimiento causado por la guerra era patrimonio exclusivo del abajo mundial, ahora ensancha sus calamidades.

Sobre cada rincón del planeta, el odio y el desprecio pretenden destruir familias, comunidades enteras, naciones, continentes.  No es necesario ya haber cometido un delito o ser presunto criminal, basta ser sospechoso de ser humano.

Provocada por la codicia del gran dinero, la pesadilla actual pretende ser cobrada a quienes la padecen.  Las fronteras ya no sólo son líneas punteadas en los mapas y garitas aduanales, ahora son murallas de ejércitos y policías, de cemento y ladrillos, de leyes y persecuciones.  En todo el mundo de arriba, la caza del ser humano se incrementa y se festina en competencias clandestinas: gana quien más expulse, encarcele, confine, asesine.

Como llevamos diciendo desde hace más de 20 años, la globalización neoliberal no trajo el surgimiento de la aldea planetaria, sino la fragmentación y disolución de los llamados “Estados-nación”.  Llamamos entonces, y ahora, a ese proceso con el nombre que mejor lo describe: “guerra mundial” (la cuarta, según nosotr@s).

Lo único que se mundializó fue el mercado y, con él, la guerra.

Para quienes hacen funcionar las máquinas y hacen nacer a la tierra, las fronteras siguieron y siguen siendo lo que siempre han sido: cárceles.

Nuestra afirmación provocó entonces, hace dos décadas, sonrisas burlonas de la intelectualidad internacional encadenada a viejos y caducos dogmas.  Y esos mismos hoy tartamudean ante una realidad frenética, y, o ensayan viejas recetas, o se mudan a la idea de moda que, tras una compleja elaboración teórica, esconde lo único verdadero: no tienen ni la más remota idea de lo que pasa, ni de lo que sigue, ni de lo que antecedió a la pesadilla actual.

Se lamentan.  El pensamiento de arriba les prometió un mundo sin fronteras, y su resultado es un planeta atiborrado de trincheras chovinistas.

El mundo no se transformó en una gigantesca megalópolis sin fronteras, sino en un gran mar sacudido por una tempestad que no tiene precedentes de igual magnitud.  En él, millones de desplazados (a quienes, con rubor mediático, se les unifica bajo el nombre de “migrantes”) naufragan en pequeñas barcas, esperando ser rescatados por el gigantesco navío del gran Capital.

Pero no sólo no lo hará; él, el gran Capital, es el principal responsable de la tormenta que amenaza ya la existencia de la humanidad entera.

Con el torpe disfraz del nacionalismo fascista, los tiempos del oscurantismo más retrógrada vuelven reclamando privilegios y atenciones.  Cansado de gobernar desde las sombras, el gran Capital desmonta las mentiras de la “ciudadanía” y la “igualdad” frente a la ley y el mercado.

La bandera de “libertad, igualdad y fraternidad” con la que el capitalismo vistió su paso a sistema dominante en el mundo, es ya sólo un trapo sucio y desechado en el basurero de la historia de arriba.

Al fin el sistema se desemboza y muestra sus verdaderos rostro y vocación.  “Guerra siempre, guerra en todas partes”, reza el emblema del soberbio buque que navega en un mar de sangre y mierda.  Es el dinero y no la inteligencia artificial la que combate a la humanidad en la batalla decisiva: la de la supervivencia.

Nadie está a salvo.  Ni el ingenuo capitalista nacional, que soñaba con la bonanza que le ofrecían los mercados mundiales abiertos, ni la conservadora clase media sobreviviendo entre el sueño de ser poderosa y la realidad de ser rebaño del pastor en turno.

Y ni hablar de la clase trabajadora del campo y la ciudad, en condiciones más difíciles si posible fuera.

Y, para completar la imagen apocalíptica, millones de desplazados y migrantes agolpándose en las fronteras que, de pronto, se volvieron tan reales como los muros que, a cada paso, interponen gobiernos y criminales.  En la geografía mundial de los medios de comunicación y las redes sociales, los desplazados, fantasmas errantes sin nombre ni rostro, apenas son un número estadístico que muta su ubicación.

¿El calendario?  Apenas un día después de la promesa del fin de la historia, de la solemne declaración de la supremacía de un sistema que otorgaría bienestar a quien trabajara, de la victoria sobre el “enemigo comunista” que pretendía coartar la libertad, imponer dictaduras y generar pobreza, de la eternidad prometida que anulaba todas las genealogías.  El mismo calendario que anunciaba apenas ayer que la historia mundial recién empezaba.  Y resulta que no, que todo no era sino el preludio de la más espantosa pesadilla.

El capitalismo como sistema mundial colapsa, y, desesperados, los grandes capitanes no atinan a dónde ir.  Por eso se repliegan a sus guaridas de origen.

Ofrecen lo imposible: la salvación local contra la catástrofe mundial.  Y la pamplina se vende bien entre una clase media que se difumina con los de abajo en sus ingresos, pero pretende suplir sus carencias económicas con refrendos de raza, credo, color y sexo.  La salvación de arriba es anglosajona, blanca, creyente y masculina.

Y ahora, quienes vivían de las migajas que caían de las mesas de los grandes capitales, ven desesperados cómo también contra ellos se levantan los muros.  Y, el colmo, pretenden encabezar la oposición a esa política guerrera.  Así vemos a la derecha intelectual hacer gestos de contrariedad e intentar tímidas y ridículas protestas.  Porque no, la globalización no fue el triunfo de la libertad.  Fue y es la etapa actual de la tiranía y la esclavitud.

Las Naciones ya no lo son, aunque aún no se hayan percatado de ello sus respectivos gobiernos.  Sus banderas y emblemas nacionales lucen raídos y descoloridos.  Destruidos por la globalización de arriba, enfermos por el parásito del Capital y con la corrupción como única señal de identidad, con torpe premura los gobiernos nacionales pretenden resguardarse a sí mismos e intentar la reconstrucción imposible de lo que alguna vez fueron.

En el compartimento estanco de sus murallas y aduanas, el sistema droga a la medianía social con el opio de un nacionalismo reaccionario y nostálgico, con la xenofobia, el racismo, el sexismo y la homofobia como plan de salvación.

Las fronteras se multiplican dentro de cada territorio, no sólo las que pintan los mapas.  También y, sobre todo, las que levantan la corrupción y el crimen hecho gobierno.

La bonanza posmoderna no era sino un globo inflado por el capital financiero.  Y vino la realidad a pincharla: millones de desplazados por la gran guerra llenan las tierras y las aguas, se amontonan en las aduanas y van haciendo grietas en los muros hechos y por hacer.  Alentados antes por el gran Capital, los fundamentalismos encuentran tierra fértil para sus propuestas de unificación: “del terror nacerá un solo pensamiento, el nuestro”.  Después de ser alimentada con dólares, la bestia del terrorismo amenaza la casa de su creador.

Y, lo mismo en la Unión Americana, que en la Europa Occidental o en la Rusia neo zarista, la bestia se retuerce e intenta protegerse a sí misma.  Encumbra ahí (y no sólo ahí) a la estupidez y la ignorancia más ramplonas y, en sus figuras gobernantes, sintetiza su propuesta: “volvamos al pasado”.

Pero no, América no volverá a ser grande de nuevo.  Nunca más.  Ni el sistema entero en su conjunto.  No importa qué hagan los de arriba.  El sistema llegó ya al punto de no retorno.

-*-

Contra el Capital y sus muros: todas las grietas.

La ofensiva internacional del Capital en contra de las diferencias raciales y nacionales, promoviendo la construcción de muros culturales, jurídicos y de cemento y acero, busca reducir más aún el planeta.  Pretenden crear así un mundo donde sólo quepan los que arriba son iguales entre sí.

Sonará ridículo, pero así es: para enfrentar la tormenta el sistema no busca construir techos para guarecerse, sino muros detrás de los cuales esconderse.

Esta nueva etapa de la guerra del Capital en contra de la Humanidad debe enfrentarse sí, con resistencia y rebeldía organizadas, pero también con la solidaridad y el apoyo a quienes ven atacadas sus vidas, libertades y bienes.

Por eso:

Considerando que el sistema es incapaz de frenar la destrucción.

Considerando que, abajo y a la izquierda, no debe haber cabida para el conformismo y la resignación.

Considerando que es momento de organizarse para luchar y es su tiempo de decir “NO” a la pesadilla que desde arriba nos imponen.

LA COMISIÓN SEXTA DEL EZLN Y LAS BASES DE APOYO ZAPATISTAS CONVOCAMOS:

I.- A la campaña mundial:

Frente a los muros del Capital:
la resistencia, la rebeldía, la solidaridad y el apoyo de abajo y a la izquierda.

Con el objetivo de llamar a la organización y la resistencia mundial frente a la agresividad de los grandes dineros y sus respectivos capataces en el planeta, y que aterroriza ya a millones de personas en todo el mundo:

Llamamos a organizarse con autonomía, a resistir y rebelarse contra las persecuciones, detenciones y deportaciones.  Si alguien se tiene que ir, que sean ellos, los de arriba.  Cada ser humano tiene derecho a una existencia libre y digna en el lugar que mejor le parezca, y tiene el derecho a luchar para seguir ahí.  La resistencia a las detenciones, desalojos y expulsiones son un deber, así como deber es apoyar a quienes se rebelan contra esas arbitrariedades SIN IMPORTAR LAS FRONTERAS.

Hay que hacerle saber a toda esa gente que no está sola, que su dolor y su rabia es vista aún a la distancia, que su resistencia no es sólo saludada, también es apoyada así sea con nuestras pequeñas posibilidades.

Hay que organizarse.  Hay que resistir.  Hay que decir “NO” a las persecuciones, a las expulsiones, a las cárceles, a los muros, a las fronteras.  Y hay que decir “NO” a los malos gobiernos nacionales que han sido y son cómplices de esa política de terror, destrucción y muerte.  De arriba no vendrán las soluciones, porque ahí se parieron los problemas.

Por eso llamamos a la Sexta en su conjunto a que se organice, según su tiempo, modo y geografía, para apoyar en y con actividades a quienes resisten y se rebelan contra las expulsiones.  Sea apoyándolos para que regresen a sus hogares, sea creando “santuarios” o apoyando los ya existentes, sea con asesorías y apoyos legales, sea con paga, sea con las artes y las ciencias, sea con festivales y movilizaciones, sea con boicots comerciales y mediáticos, sea en el espacio cibernético, sea donde sea y como sea.  En todos los espacios donde nos movamos es nuestro deber apoyar y solidarizarnos.

Llegó el momento de crear comités de solidaridad con la humanidad criminalizada y perseguida.  Hoy, más que nunca antes, su casa es también nuestra casa.

Como zapatistas que somos, nuestra fuerza es pequeña y, aunque es amplio y hondo nuestro calendario, nuestra geografía es limitada.

Por eso y para apoyar a quienes resisten a las detenciones y deportaciones, desde hace varias semanas la Comisión Sexta del EZLN ha iniciado contactos con individu@s, grupos, colectivos y organizaciones adherentes a la Sexta en el mundo, para ver el modo de hacerles llegar una pequeña ayuda de modo que les sirva como base para lanzar o continuar toda suerte de actividades y acciones a favor de l@s perseguid@s.

Para iniciar, les enviaremos las obras artísticas creadas por l@s indígenas zapatistas para el CompArte del año pasado, así como café orgánico producido por las comunidades indígenas zapatistas en las montañas del sureste mexicano, para que, con su venta, realicen actividades artísticas y culturales para concretar el apoyo y la solidaridad con los migrantes y desplazados que, en todo el mundo, ven amenazadas su vida, libertad y bienes por las campañas xenofóbicas promovidas por los gobiernos y la ultra derecha en el mundo.

Eso por lo pronto.  Ya iremos ideando nuevas formas de apoyo y solidaridad.  Las mujeres, hombres, niños y ancianos zapatistas no les dejaremos sol@s.

II.- Invitamos también a toda la Sexta y a quien se interese, al seminario de reflexión crítica “LOS MUROS DEL CAPITAL, LAS GRIETAS DE LA IZQUIERDA” a celebrarse los días del 12 al 15 de abril del 2017, en las instalaciones del CIDECI-UniTierra, San Cristóbal de Las Casas, Chiapas, México.  Participan:

Don Pablo González Casanova.

María de Jesús Patricio Martínez (CNI).

Paulina Fernández C.

Alicia Castellanos.

Magdalena Gómez.

Gilberto López y Rivas.

Luis Hernández Navarro.

Carlos Aguirre Rojas.

Arturo Anguiano.

Sergio Rodríguez Lascano.

Christian Chávez (CNI).

Carlos González (CNI).

Comisión Sexta del EZLN.

Próximamente daremos más detalles.

III.- Convocamos a tod@s l@s artistas a la segunda edición del “CompArte por la Humanidad” con el tema: “Contra el Capital y sus muros: todas las artes” a celebrarse en todo el mundo y en el espacio cibernético.  La parte “real” será en fechas del 23 al 29 de julio del 2017 en el caracol de Oventik y el CIDECI-UniTierra.  La edición virtual será del 1 al 12 de agosto del 2017 en la red.  Próximamente daremos más detalles.

IV.- También les pedimos estar atent@s a las actividades a las que convoque el Congreso Nacional Indígena, como parte de su proceso propio de conformación del Concejo Indígena de Gobierno.

V.- Convocamos a l@s científic@s del mundo a la segunda edición del “ConCiencias por la Humanidad” con el tema: “Las ciencias frente al muro”.  A celebrarse del 26 al 30 de diciembre del 2017 en el CIDECI-UniTierra, San Cristóbal de Las Casas, Chiapas, México, y en el espacio cibernético.  Próximamente daremos más detalles.

No es todo.  Hay que resistir, hay que rebelarse, hay que luchar, hay que organizarse.

Desde las montañas del Sureste Mexicano.

 

Subcomandante Insurgente Moisés.    Subcomandante Insurgente Galeano.

México, febrero 14 (también día de nuestr@s muert@s) del 2017.

Fuente: Enlace Zapatista

radio
Somos el medio

Caravana de madres centroamericanas termina su recorrido por México

Tapachula, Chiapas, 5 de diciembre de 2013.- Después de un recorrido por 11 estados, 30 ciudades, 3,800 kilómetros, decenas de eventos y cuatro reencuentros, la Caravana de madres de migrantes desaparecidos “Buscamos vida en caminos de muerte” de madres y padres centroamericanos en búsqueda de sus hijos desaparecidos en México culminó el 3 de diciembre en la frontera sur, donde comenzó hace 18 días.

La caravana 2016, en su decimosegunda edición, logró cuatro reencuentros, entre madres, hijos e incluso entre dos hermanas que no se habían visto en 37 años.  Con esto, suman  269 reencuentros de familiares logrados en los 12 años de recorrido por México.  Su trabajo también ha arrojado decenas de pistas para seguir con las búsquedas de las 41 madres y padres que participaron este año, además de otros cientos que quedan en casa y han encargado las fotos de sus hijos e hijas a la Caravana para la búsqueda.

En sus visitas a los albergues, bares, oficinas gubernamentales, cárceles,  plazas centrales, y cualquier otro lugar donde se congregan  migrantes en su tránsito por México, la Caravana logró recoger decenas de pistas para dar seguimiento a las búsquedas y, como cada   año, visibilizar la grave situación que enfrentan las personas migrantes en su trayecto hacia el norte.

Por primera vez, este año la caravana exploró las rutas del mar, de la costa de Oaxaca y Chiapas, pasando por Salina Cruz, Puerto Madero y Barra San José.  En Juchitán hizo una parada en la fosa común municipal que ha recibido los cadáveres de migrantes anónimos que mueren en naufragios en su intento de pasar los controles migratorios y los abusos en tierra.  En Barra San José rindió homenaje a los tres niños migrantes ahogados en esta playa en  julio de este año.  En esta playa la caravana dedicada a la memoria de Berta Cáceres, también conmemoró el cumplimiento del noveno mes desde el asesinato de la luchadora indígena hondureña con un grito por la justicia y la demanda a las autoridades de Honduras que se permita una investigación independiente para llegar a la verdad y la justicia en su caso.

En todos los países, desde los países de origen de Centroamérica, pasando por México y hasta llegar a Estados Unidos, la Caravana ha denunciado la indiferencia y la impunidad respecto a los crimines cometidos contra personas migrantes por parte del estado, exigiendo el pleno respeto por sus derechos y castigo a los responsables.

En este recorrido la Caravana detecto nuevamente el incremento notorio en la violencia y la violación de los derechos humanos desde que el gobierno de Enrique Peña Nieto impuso el Plan Frontera Sur en 2014, apoyado y financiado por el gobierno de los Estados Unidos para detener los flujos migratorios centroamericanos a su país desde territorio mexicano.  El Plan Frontera Sur intensifica las medidas de control, vigilancia, contención y militarización, y ha obligado a las personas migrantes a viajar por rutas más remotas y peligrosas, mismas que trazamos este año en la caravana.

Por estas veredas y caminos, las familias migrantes se vuelven presa fácil de grupos de delincuentes, crimen organizado y agentes estatales corruptos.  Lejos de garantizar su seguridad y sus derechos, las políticas represivas del estado han sumergido a los y las migrantes que huyen de la violencia y el hambre en sus comunidades de origen, en un infierno donde están expuestos a robos, extorsiones, violaciones sexuales, trata y tráfico, desaparición y muerte.  Los cónsules centroamericanos en la zona fronteriza informan que con la elección de Donald Trump, se ha incrementado el flujo de migrantes que intentan reunirse con sus familiares en Estados Unidos.  La propuesta antimigrante y racista del presidente electo de Estados Unidos, junto con la actitud sumisa y represiva del gobierno mexicano, auguran tiempos de aun más violaciones de derechos e inseguridad para los migrantes centroamericanos.

La Caravana culminó en el Rio Suchiate, para desde allí emprender el regreso a sus comunidades.  “Fueron muchos los aprendizajes del camino, entre ellos el marcado contraste entre la generosidad de espíritu del pueblo mexicano y la indiferencia de muchos de los funcionarios gubernamentales hacia las tragedias humanas que genera la criminalización de las personas migrantes en el país.  Este hecho refuerza nuestro compromiso de seguir presionando a las autoridades a la vez que construimos redes y solidaridades desde abajo.” Explicaron las madres de la Caravana.

Marta Sánchez, del Movimiento Migrante Mesoamericano concluyó: “Agradecemos el acompañamiento que nos dan los medios de comunicación, que son garantía de la difusión de nuestra labor y de la denuncia de las causas que la motivan.  Con su trabajo, las noticias de esta caravana llegarán a todos los rincones posibles de nuestro país y de otras latitudes, fortaleciendo la red internacional de lucha que enfrenta y contesta a los discursos que intentan invisibilizar lo que ya hoy es imposible esconder, el sur global está migrando hacia el norte en busca ya no de mejorar su calidad de vida, sino de preservar la vida misma.”

El Movimiento Migrante Mesoamericano,  a la vez que busca personas que han desaparecido en el cada vez más peligroso tránsito por México, ha buscado visibilizar el terrible costo humano de las actuales políticas migratorias.

radio

El Movimiento por Nuestros Desaparecidos en México (MovNDmx) da la bienvenida a la Caravana de Madres Centroamericanas de Migrantes Desaparecidos

unnamed

24 de Noviembre de 2016. El Movimiento por Nuestros Desaparecidos en México (MovNDmx) da la bienvenida a la Caravana de Madres Centroamericanas de Migrantes Desaparecidos que viaja por todo el país para buscar a sus seres queridos.  

La crisis de desapariciones que azota a México no sólo ha afectado a las y los mexicanos, sino también a miles de migrantes centroamericanos que atraviesan el país. Migrantes de Guatemala, El Salvador, Nicaragua y Honduras que huyen de la desigualdad y violencia,  e ingresan a la República mexicana donde de inmediato son vulnerables a las extorsiones, secuestros, asesinatos y desapariciones; producto de la violencia en la que México también está inmerso. Miles de migrantes desaparecen en su paso por México y ante la falta de respuestas por parte de las autoridades mexicanas y de sus países de origen, las familias tienen que viajar año con año a territorio mexicano para buscar a sus desaparecidos.

Como familias mexicanas que buscamos a nuestros seres queridos, conocemos bien la angustia y desesperación que pasan estas madres hermanas al no saber nada de su hija o hijo; conocemos bien la frustración cuando las autoridades no responden. Como MovNDmx pedimos al gobierno mexicano que deje de simular y reconozca el grave problema de las desapariciones forzadas y desapariciones por particulares que hay en nuestro país y asuma su responsabilidad, tanto con las madres mexicanas, como con las centroamericanas.

Ante la inacción del Estado mexicano las madres de México y Centroamérica hemos tenido que salir a buscar a nuestros seres queridos y hemos trabajado para lograr una Ley General de Desaparición Forzada y Desaparición por Particulares, que garantice la búsqueda efectiva de nuestros desaparecidos. Exigimos una Ley que funcione en beneficio de las familias y las víctimas de desaparición. No queremos que se construyan más instituciones sin presupuesto, inoperantes y vacías, no queremos que la legislación en materia de desaparición forzada y desaparición por particulares sea solo una simulación del Estado y nos indigna que este proceso y la falta de interés de las autoridades mexicanas sea una apuesta al desgaste y al olvido, que garantiza la continuación de la impunidad en este país.  

Para El MovNDmx es de suma importancia este encuentro con la Caravana de Madres de migrantes desaparecidos porque compartimos experiencias, compartimos la exigencia de justicia y de búsqueda. Por dicha, también compartimos esperanza, y sabemos que no estamos solas, que no importa la lejanía, el sentimiento de esperanza es el mismo. Le decimos a las madres de Centroamérica que acá tienen compañeras de lucha y que toda vez que buscamos a nuestras hijas o hijos, también buscamos a los suyos.

Atentamente

Movimiento por Nuestros Desaparecidos en México

radio
Regeneración Radio

Caravana de madres de migrantes desaparecidos llega a Chiapas

Por doceava ocasión La Caravana de Madres de hijos migrantes desaparecidos, provenientes de países como Nicaragua, El Salvador, Honduras y Guatemala, recorrió la ruta que miles de personas siguen con la ilusión de llegar a Estados Unidos.

Denunciaron que hoy las rutas se han diversificado por la necesidad de evadir retenes, garitas y operativos que se encuadran en los mercados transfronterizos de trasiego de personas y mercancías, espacios controlados por redes criminales que obtienen millonarias fortunas del negocio de tráfico y trata de personas.

Durante su recorrido se reunieron con organizaciones de la sociedad civil, además recorrieron cárceles, hospitales y panteones mostrando la fotografía de sus familiares con la esperanza de que alguien sepa su paradero.

Durante su palabra en San Cristóbal de las Casas, en la plaza de la “paz y la resistencia”, dijeron: “No queremos muros, queremos puentes”

La Caravana se conjugó con la Misión Internacional de Observadores de Derechos Humanos en la Frontera Guatemala – México. Compuesta también por la mesa tranfronteriza migraciones y género, la misión de observadores y observadoras llegó a San Cristóbal de las Casas el 15 de noviembre después de recorrer en dos rutas de monitoreo desde el pasado 10 de noviembre. Se distribuyeron 24 personas defensoras de derechos humanos originarias de países como Colombia, El Salvador, Ecuador, España, Estados Unidos, México y Canadá y más de 30 acompañantes pertenecientes a las organizaciones integrantes de la mesa transfronteriza tanto del lado mexicano como del guatemalteco.

Ambas rutas salieron de la ciudad de Guatemala, dirigiéndose una de ellas hacia Quetzaltenango, Huehuetenango, la Mesilla y ya de lado mexicano, a frontera Comalapa, Tapachula, Suchiate, Acacoyahua, Mapastepec, Tonalá y Arriaga. La segunda ruta se encaminó hacia Cobán, Xayaché, Santa Elena y del lado mexicano, Tenosique, Palenque Salto de Agua y Ocosingo, encontrándose los dos grupos en San Cristóbal de las Casas el 15 de noviembre.

Recorrieron en vehículos un total de 30 lugares y 1200 kilómetros de la región transfronteriza. En cada uno de los lugares escucharon problemáticas y formas de lucha de más de 70 organizaciones y colectivos y aproximadamente a 1600 personas afectadas por el despojo, la violencia contra personas migrantes y refugiadas y la violencia de género. Entre los que se encontraron pueblos de las etnias Mam, Quiché, Q’anjob’al, kakchiquel, Tseltal, Tsotsil, Zoque, Chol y mestizo.

Enseguida compartimos imágenes del acto en San Cristóbal de las Casas y las palabras de la Misión Internacional de Observadores de Derechos Humanos.

radio
Misión Internacional de Observación de Derechos Humanos

Inicia recorrido de Misión Internacional de Observación de Derechos Humanos en la Frontera Guatemala-México

modh-16-nov-1

“La Misión Internacional de Observación de Derechos Humanos en la Frontera Guatemala – México (MODH), a realizarse del 10 al 16 de noviembre de 2016, es una estrategia para posicionar a los grupos de base como referentes para el accionar de alternativas que atiendan las problemáticas migratorias desde una perspectiva de derechos humanos y seguridad humana, reconociendo la importancia de la vinculación y el hermanamiento con otros movimientos y luchas en la región”.

A continuación, el comunicado leído en el inicio del recorrido, el 10 de noviembre, en la Ciudad de Guatemala.

(Continuar leyendo…)

radio
Radio Zapatista

Peña y la mentira reunida

Foto: AFP / Alejandro Ayala
Foto: AFP / Alejandro Ayala
Por: Eugenia Gutiérrez. Colectivo Radio Zapatista.
México, septiembre de 2016.

Rudy Giuliani:

Millonario. Católico neoyorquino, hijo de migrantes italianos. Exteólogo. Abogado que quería ser sacerdote. Demócrata, republicano o lo que haga falta. Policía. Alcalde de la Nueva York sorprendida por ataques terroristas. Repudiado por bomberos y rescatistas cuando ordenó barrer pronto restos humanos como si fueran escombro, tras haber recuperado todo el oro y la plata posibles en las torres derrumbadas. Nombrado “Hombre del Año” en 2001 por la revista Time. Empleado por Marcelo Ebrard en tiempos de López Obrador con un pago de cuatro millones de dólares para limpiar la Ciudad de México. Nombrado “Mensajero de Paz” en Guatemala por el genocida Otto Pérez Molina. Contratado por él y sus amigos empresarios para limpiar Guatemala. Contratado por gobierno, iglesia, sociedad civil y empresas salvadoreñas para limpiar El Salvador. Contratado como asesor por Keiko Fujimori en Perú. Contratado como asesor por Gina Parody en Colombia. Contratado por Donald Trump para administrar el odio contra migrantes de Latinoamérica y el mundo entero. Invitado por Enrique Peña Nieto a profanar con su planta, y con recursos del pueblo de México, nuestro suelo. La noche del 31 de agosto de 2016, previo al discurso de odio más esperado por sus fans, Giuliani se presentó sonriente ante una multitud eufórica, mientras colocaba sobre su cabeza una gorra con la leyenda “hagamos que México vuelva a ser grande también”.

Jeff Sessions:

Millonario. Metodista de Alabama, descendiente de migrantes ingleses, escoceses e irlandeses. Abogado que quería ser juez. Policía de Ronald Reagan. Senador republicano. Retrógrada, misógino, racista y homofóbico. Nombrado por la revista National Journal “el número cinco” en la lista de los senadores estadunidenses más “conservadores” de 2007. Activista y marchista en pro de la guerra. Premiado por la federación nacional de empresarios como “Guardián de los Pequeños Empresarios” de Estados Unidos, tras haber promovido la iniciativa que les redujo el pago de impuestos en tiempos de Bush junior. Contratado por Donald Trump para administrar el odio… (igual que el anterior). Invitado por Enrique Peña Nieto a profanar con su planta… (igual que el anterior). La noche del 31 de agosto de 2016, previo al discurso de odio más esperado por sus fans, Sessions… (igual que el anterior).

Luis Videgaray Caso:

Millonario. Mexicano que quería ser gringo. Exsecretario de Hacienda y Crédito Público. Se le atribuye haber colocado en la presidencia de México a un represor. Virrey off the record, “mirrey” oficial. Ideólogo de la “emprendeduría”, de la oportunidad y el éxito que sólo se oponen a las murallas cuando son mercantiles. Devoto del BM, el FMI y la OCDE. Alérgico a la soberanía. Se le recordará por sus robos impunes, por sus consejos tontos, por su noble autosacrificio y por haber atado al pueblo de México a una cadena brutal de incrementos en impuestos, con la complicidad de todos los partidos políticos que no quisieron llamarlo a comparecer.

Francisco Guzmán Ortiz, Carlos Pérez Verdía, Claudia Ruiz Massieu, Eduardo Sánchez Hernández, Enrique Peña Nieto, Donald Trump:

Millonarios y millonaria y billonario. Al igual que a todos los anteriores, se les conoce por su adicción al dinero y a la mentira.

 

radio
KeHuelga

Noticiero de la KeHuelga – Nebulosa 05/09/2016

AFP PHOTO/Daniel GARCIA / AFP PHOTO / AFP FILE / DANIEL GARCIA
AFP PHOTO/Daniel GARCIA
(Descarga aquí)  

Estas son las noticias de la semana:

  • Maximiliano está de vuelta con nosotras y nosotros
  • Ifetel roba equipo a los compas de Radio Zapote
  • Santocho: pequeña gran victoria en la defensa del agua
  • En el top ten de la brutalidad
  • Nosotras por nosotras
  • Porque vivas las llevaros, vivas las queremos
  • Para completar el cuarto informe
  • Argentina: asesinos silenciosos
  • Llamado a la solidaridad internacional ante ofensiva contra el pueblo Kurdo
  • Día de acción por la salud y libertad de Mumia Abu-Jamal
  • Jornada de solidaridad con Luis Fernando Sotelo Zambrano

Fuente: http://kehuelga.net/diario/spip.php?article4638

radio
Frayba, Voces Mesoamericanas, La 72

¡Maximiliano ya está con nosotrxs!

San Cristóbal de Las Casas, Chiapas, México
2 de septiembre de 2016

¡Maximiliano ya está con nosotros, con nosotras!
Gracias a la fraternidad y solidaridad nacional e internacional

Las organizaciones civiles de derechos humanos que acompañamos a la familia de Maximiliano Gordillo Martínez en su proceso de búsqueda y exigencia de investigación, informamos que el pasado lunes 29 de agosto del año en curso fue localizado Maximiliano y que se encuentra con nosotros, con nosotras.

Primeramente, agradecemos al Pueblo Creyente de la Diócesis de San Cristóbal de Las Casas, y a todas las personas, colectivos, iglesias y organizaciones de la sociedad civil en México y en otras partes del mundo, que respondieron de diferentes maneras a nuestros múltiples llamados y que se implicaron activamente en los esfuerzos para exigir y lograr su presentación con vida.

Confirmamos por este medio que desde su detención por parte de agentes federales del Instituto Nacional de Migración, el pasado 7 de mayo de 2016 en la caseta de revisión migratoria de Chablé, Tabasco, hasta el día de su localización, Maximiliano sufrió delitos y graves violaciones a sus derechos humanos, responsabilidad del Estado mexicano.

(Continuar leyendo…)

radio
Frayba, La 72, Voces Mesoamericanas

Presentación del documental “Viacrucis migrante” en San Cristóbal, 1 de septiembre

viacrucismigrante

Presentación del documental Viacrucis migrante
1 de septiembre de 2016 – 18 horas
Kinoki Foro Cultural Independiente
Belisario Domínguez 5-E, esq. con Andador Guadalupano
San Cristóbal de Las Casas

Un documental sobre hombres,mujeres, niños y niñas, que están huyendo hacia el Norte de la precaria situación en sus países de origen: El Salvador, Guatemala y Honduras. Inician un arriesgado viaje que implica peligro de muerte del que nunca se sabe cómo terminará. Poco después de cruzar la frontera sur de México encuentran una casa del migrante con gente dispuesta a ayudarles a soportar el martirio de un viaje de mínimo 1.700 kilómetros hacia Estados Unidos.


Trailer – “Viacrucis Migrante” – Español, Spanisch, spanish from Hauke Lorenz on Vimeo.

radio
Radio Zapatista

Organizaciones exigen presentación con vida de joven desaparecido por el INM

El joven Maximiliano Gordillo Martínez, originario de Socoltenango, Chiapas, fue desaparecido por agentes del Instituto Nacional de Migración y de la policía estatal de Tabasco, el 7 de mayo de 2016, en la caseta de Migración de Chablé, Tabasco. Hasta ahora, a tres meses y medio después de su desaparición, no se tiene noticias de su paradero.

Este lunes 22 de agosto, en conferencia de prensa, las organizaciones que acompañan a la familia de Maximiliano emitieron un pronunciamiento, que incluimos abajo. También hacen un llamado urgente a la solidaridad nacional e internacional para exigir la inmediata presentación con vida de Maximiliano Gordillo y una investigación exhaustiva contra los responsables. Entre otras acciones, invitan a firmar y difundir la acción urgente en el portal Avaaz:

https://secure.avaaz.org/es/petition/Procuradora_Arely_Gomez_Gonzalez_titular_de_la_PGR_La_localizacion_y_presentacion_con_vida_de_Maximiliano_Gordillo/?auWAfcb

  • maxconferencia2
  • maxconferencia

Fotos: Arturo Gordillo, padre de Maximiliano, en conferencia de prensa. 22 de agosto de 2016 (Frayba)

Ciudad de México, a 22 de agosto de 2016.

La desaparición forzada práctica cotidiana en México
Violaciones a derechos humanos cometidas por agentes de Migración

Chiapas y Tabasco, fronteras con las hermanas/os de Centroamérica, fronteras del horror, extensión del terror, donde el gobierno de México ejerce su rostro servil hacia los intereses de los poderosos que imponen desde siglos su acción colonial cargada de racismo, discriminación y exclusión; y cada vez más con mayor rigor contra las personas migrantes, en la mira de las más graves violaciones a derechos humanos cometidas por el Estado mexicano.

Miles de personas, familias y pueblos transitan por los territorios del sur del país desde sus lugares de origen, huyendo de una violencia para encontrarse con otra, a veces más cruel: la política migratoria mexicana de los últimos tiempos. Políticas y prácticas de humillación, abuso, tortura, explotación y represión, cometidas por el gobierno mexicano para intentar contener el libre tránsito de personas bajo discursos de seguridad nacional, donde quien migra es concebido tácitamente como criminal, enemigo interno y riesgo a una paz que en verdad ni siquiera existe para nadie.

(Continuar leyendo…)

Página 1 de 612345...Última »